A orillas del mar, entre la calma y el encanto, el Viejo Hotel Ostende inauguró la temporada con un nuevo balneario. Sobre el mismo entorno poético y natural, emplazado en lo alto de un médano, entre acacias y tamariscos, el VHO abrió las puertas de un parador completamente renovado.

 

Realizado con materiales sustentables, el nuevo balneario interpreta y respeta el paisaje. La cuidada carpintería de madera rústica; los amplios y luminosos ventanales y la variedad de texturas y colores guían las miradas hacia el cielo o hacia el mar y crean un lugar inesperado que amerita una pausa.


En el parador del balneario se podrán disfrutar propuestas gastronómicas para los días y tardes de playa, basadas en productos frescos de la zona. Desde las clásicas rabas, emblema del hotel, hasta las más variadas ensaladas con quesos, frutos y semillas o sándwiches de vegetales grillados. Platos elaborados con productos del mar como tiradito de corvina; chipirones a la plancha; pulpo asado al romero o escabeche de pejerrey. Además, cafetería, jugos, tragos, bebidas y vinos.

Intimidad y calidez priorizan un espacio amplio, el compromiso con el ambiente, el cuidado y respeto por el entorno y los recursos naturales confirman la identidad que el balneario del VHO desde hace más de 30 años.

HORARIOS.
Abierto de 10 a 19 hs. Cocina de 12.15 a 16 hs.

UBICACIÓN
Juan de Garay y Rambla Sud, a 150 metros del Viejo Hotel, Ostende.

+ Info. & programación cultural www.viejohotelostende.com.ar